Varios londinenses aceptan cambiar a su hijo por WiFi sin saberlo

Comprobado nadie lee la letra pequeña: varios londinenses aceptan cambiar a su hijo por WiFi sin saberlo


(EFE).-Un experimento llevado a cabo en Londres ha demostrado que parte de la población no se lee los términos y condiciones a los que se compromete cuando accede a una red pública de Wi-Fi, hasta el punto de que varios ciudadanos aceptaron una 'Cláusula Herodes' por la que accedían a entregar a su primogénito.
El experimento, respaldado por la agencia Europol, tuvo lugar en junio y estuvo liderado por la firma finlandesa F-Secure, según The Guardian.
La premisa era simple: incluir en las cláusulas de aceptación una según la cual "el firmante accede a entregar a su primer hijo para toda la eternidad".
Las empresas implicadas activaron la red de Internet inicialmente en una cafetería de la zona de Canary Wharf y después en las inmediaciones del Parlamento. Seis personas llegaron a aceptar la 'Cláusula Herodes', aunque la empresa ya ha aclarado que no obligará a los firmantes a renunciar a su primogénito.
"Nuestro asesor legal señala que, aunque los términos y condiciones son vinculantes en términos legales, contradice la política pública vender niños a cambio de servicios gratuitos, por lo que la cláusula no sería válida ante un tribunal", explica la compañía en su informe.

El experimento tenía por objetivo alertar de la falta de conciencia de la ciudadanía sobre los riesgos que implica la utilización de redes Wi-Fi públicas, tanto por las condiciones que estamos dispuestos a aceptar como por los datos que quedan expuestos para los 'hackers'.

Niño pide que desconecten el wifi porque tiene hambre