Se calcina un Galaxy S4 debajo de la almohada

Nuevo caso de accidente de una batería.
Una niña de 13 años que responde al nombre de Ariel Tolfree, residente en el estado de Texas (EE.UU.) se llevó un gran susto después de que su teléfono móvil inteligente se incendiara debajo de la almohada mientras dormía en su cama.
Se trata de un móvil, Galaxy S4 de Samsung, que se quedó derretido debajo de su almudada, según relata el la cadena «KDFV» perteneciente a Fox, quien recoge unas declaraciones del padre de la menor: «El plástico, el cristal. Ni siquiera se puede decir realmente que se trataba de un teléfono».
Cuando un olor a quemado despertó a la menor a media noche, ésta descubrió que su teléfono se había agrietado y derretido, llegando a hacer incluso un agujero a través de la almohada.
El canal de TV explicó que el dispositivo móvil se calcinó por dos motivos; en primer lugar la mala costumbre de poner el dispositivo debajo de la almohada, lo que impide que se refrigere correctamente y en segundo lugar que la batería no era un componente oficial de Samsung.
La empresa se ha comprometido, después del incidente, a reemplazar el «smartphone». (Agencias)