Cena Oficial del “GSMA Mobile World Congress 2019”


Su Majestad el Rey recibe el saludo del director general del GSM Association, Mats Granryd, en presencia de la delegada del Gobierno en la Comunidad Autónoma de Cataluña, Teresa Cunillera. © Casa de S.M. el Rey

Museo Nacional de Arte de Cataluña. Barcelona

Su Majestad el Rey presidió la cena oficial de bienvenida que ofrece el “GSMA Mobile World Congress 2019", que se celebra en Barcelona entre el 25 y el 28 de febrero.

Don Felipe presidió, como en ediciones anteriores, la cena oficial que ofrece GSMA entidad que representa los intereses de los operadores de telefonía móvil de todo el mundo y que agrupa cerca de 800 operadores con casi 300 empresas en el más amplio ecosistema de la telefonía móvil.
Su Majestad el Rey dirigió unas palabras, pronunciadas en castellano, catalán e inglés, en las que destacó la reciente conmemoración del 40 aniversario de nuestra Constitución, diciendo que “El amplio consenso que vio su nacimiento, durante el período comúnmente conocido como nuestra Transición Democrática, y su aprobación final por la gran mayoría de los españoles, fue un éxito político sin precedentes en la historia de nuestro país”.
“A lo largo de todos estos años, España se ha convertido, por derecho propio, en una de las 20 democracias plenas reconocidas internacionalmente; y nuestra democracia ha alcanzado, en términos reales, el nivel más alto de prosperidad y bienestar para nuestro país en toda su historia. Hoy en día, España cuenta con sólidas instituciones, fuerza política y económica, atrae a más de 80 millones de visitantes y un gran número de inversores ven buenas oportunidades en la mayoría de los sectores de nuestra economía. Por lo tanto, este año también, gracias por su confianza y su participación”.

 


 

Su Majestad el Rey a su llegada al acto acompañado por la ministra de Economía y Empresa, Nadia Calviño y el director general del GSM Association, Mats Granryd © Casa de S.M. el Rey

También, Don Felipe se dirigió a los presentes en catalán subrayando que “en 2006, esta gran ciudad de Barcelona, con todo el apoyo institucional -del Gobierno central, de la Generalidad de Cataluña y del Ayuntamiento- así como del sector mundial de las tecnologías, asumió este compromiso y esta gran responsabilidad. Sin duda, en su elección para acoger este congreso tuvieron peso condiciones materiales, pero, también y sobre todo, su idoneidad específica, pues, como ya se ha señalado, esta ciudad es una de las más preparadas para el negocio tecnológico, de las mejor valoradas en el extranjero para trabajar, y un importante centro de operaciones de innovación en toda Europa”.
Su Majestad el Rey continuó diciendo que “la conectividad ha transformado nuestras relaciones laborales; también cómo interactuamos en nuestras vidas sociales y cómo la sociedad proporciona o garantiza bienes y servicios. Estos cambios han generado beneficios altamente significativos, pero también han dado lugar a situaciones de división y exclusión. Debemos mantenernos firmes para que la transformación digital no deje a nadie atrás, porque las tecnologías de la información y la comunicación también pueden brindar oportunidades de crecimiento y mejores niveles de vida para llegar a todos”.
“A su vez, estos avances tecnológicos también conducirán a nuevos trabajos que también requieren nuevas habilidades y que evolucionan constantemente. Por lo tanto, debemos adaptar nuestros sistemas de educación y capacitación a las demandas reales de esta transformación. Para ello, necesitamos una cooperación intensa y estrecha entre los solicitantes de empleo y los empleadores, y entre la industria y la administración pública, así como otros actores sociales. Esta colaboración permitirá ampliar el alcance de estas nuevas herramientas y aumentar la cantidad de trabajos”.
En este contexto, Don Felipe expresó que “debemos garantizar, sobre todo, que esta gran transformación tiene lugar con pleno respeto de los derechos de los ciudadanos. La necesidad de proteger estos derechos en el ámbito digital no solo es una cuestión de principios, sino también de confianza. Si las personas no confían en los nuevos tipos de relaciones y operaciones en el mundo en línea, serán reacias a incorporarlos a sus vidas diarias, por temor a enfrentar discriminación o abuso y violaciones de su privacidad”.
Durante la cena Su Majestad el Rey estuvo acompañado por la ministra de Economía y Empresa, Nadia Calviño; la ministra de Política Territorial y Función Pública, Meritxell Batet; el ministro de Ciencia, Innovación y Universidades, Pedro Duque; el presidente de la Generalitat de Cataluña, Joaquín Torra; la delegada del Gobierno en la Comunidad Autónoma de Cataluña, Teresa Cunillera; la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau; y el director general del GSM Association, Mats Granryd, entre otras personalidades.


                                        Vista general de la sala durante la intervención de Su Majestad el Rey © Casa de S.M. el Rey

El “GSMA Mobile World Congress” es un pilar fundamental del Mobile World Capital Barcelona, el encuentro mundial de referencia que reúne en Barcelona a las principales empresas y profesionales del sector de telecomunicaciones móviles. Desde 2006, Barcelona se convierte una vez al año y durante cuatro días en el escaparate mundial de la tecnología móvil.
Mobile World Capital Barcelona (MWCB) es una iniciativa destinada a convertir Barcelona en un referente de la transformación "mobile". Su objetivo es generar las condiciones óptimas para que empresas y agentes de ámbitos distintos puedan llevar a cabo esa transformación, y que todo ello se traduzca en un impacto en el territorio. MWCB es un instrumento que actúa como motor para el desarrollo y la internacionalización del conjunto del tejido empresarial del sector.
La Fundación Mobile World Capital Barcelona, constituida el 13 de marzo de 2012 y responsable de gestionar la capitalidad, está gobernada por un patronato formado por el Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital, la Generalitat de Cataluña, el Ayuntamiento de Barcelona, Fira de Barcelona y GSMA.a Fundación Mobile World Capital Barcelona, constituida el 13 de marzo de 2012 y responsable de gestionar la capitalidad, está gobernada por un patronato formado por el Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital, la Generalitat de Cataluña, el Ayuntamiento de Barcelona, Fira de Barcelona y GSMA.
GSMA representa los intereses de los operadores de telefonía móvil de todo el mundo y agrupa cerca de 800 operadores con casi 300 empresas en el más amplio ecosistema de la telefonía móvil, entre ellos los fabricantes de móviles y dispositivos portátiles, empresas de software, proveedores de equipos y empresas de Internet, así como organizaciones en sectores adyacentes de la industria. La GSMA también organiza otros destacados eventos de esta industria, como el Congreso Mundial de Telefonía Móvil, el Congreso Mundial de Telefonía Móvil de Shanghái, el Congreso Mundial de Telefonía Móvil del Continente Americano y las conferencias de la Mobile 360 Series.