Vargas Llosa encabeza en la manifestación a favor de la unidad de España

El premio Nobel de Literatura, Mario Vargas Llosa, encabezo la gran manifestación por la unidad de España a donde se dieron cita miles de personas que  sobrepasaron un millón de asistentes por las calles de Barcelona envueltos en la Bandera de España los asistentes gritaron varias consignas por la unión del país.

Frases más destacadas del Premio Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa

"El nacionalismo ha llenado la historia de Europa y del mundo y de España, de guerras, de sangre y de cadáveres"
"Han salido miles y miles de catalanes de sus casas en esta mañana soleada del otoño catalán. Son catalanes democráticos, que no creen que sean traidores quienes piensan distinto a ellos. Son catalanes que no consideran al adversario un enemigo, que no ensucian sus puertas, ni destruyen sus vitrinas", en referencia a las manifestaciones que terminan rompiendo cristales y pintando las puertas de los comercios.
"No queremos que los bancos y las empresas se vayan de Cataluña como si fuera una ciudad medieval acosada por la peste"


"Queremos, por el contrario, que los capitales y las empresas vengan a Cataluña para que vuelva a ser, como tantas veces en su historia, la capital industrial de España, la locomotora de su desarrollo y su prosperidad"
"España es un país antiguo. Cataluña es un país antiguo. Hace 500 años sus historias se juntaron y se juntaron con las historias de vascos, de gallegos, de extremeños, de andaluces, etcétera. Para crear esa sociedad multicultural y multilingüística que es España"
"Desde hace 40 años, además de recuerdo de un pasado grandioso y a veces trágico, España es también una tierra de liberta.

Inés Arrimadas diputada del partido Ciudadanos parece explicarle a Vargas Llosa que el independentismo esta de caída libre.

"Se necesita mucho más que una conjura golpista de los señores Puigdemont y Junqueras, y de la señora Forcadell, para destruir lo que han construido 500 años de historia"
Vargas Llosa se refiere al presidente del gobierno autónomo catalán, Carles Puigdemont, su número dos en él, Oriol Junqueras, y la presidenta del Parlamento autonómico, Carme Forcadell, todos ellos partidarios y promotores del movimiento independentista catalán.

Los acusa de golpistas por la aprobación en el Parlament de las llamadas "leyes de desconexión", con las que se quiso dar cobertura legal al referéndum y a una eventual declaración de independencia.

Durante la marcha, convocada por Societat Civil Catalana, los manifestantes expresaron su rechazo a la Independencia de Cataluya con un no rotundo al independentismo y les recordaron que no tiene el monopolio de las calles.